• Unidad de Trastornos del Sueño

    Unidad de Trastornos del Sueño

    La calidad del sueño es fundamental para una correcta actividad durante el día.

    La Unidad de Trastornos del Sueño de La Rosaleda es multidisciplinar (Neurofisiología y Neumología) y fue creada para contribuir a la resolución de los problemas del sueño. La principal prueba que llevamos a cabo es la polisomnografía completa en ámbito hospitalario, la recogida de información más exhaustiva y completa que existe sobre patología del sueño. Esta prueba va particularmente dirigida a trastornos primarios como el síndrome de apnea del sueño, el síndrome de piernas inquietas o la narcolepsia, pero también puede utilizarse para identificar consecuencias de trastornos cardíacos, respiratorios o neurológicos.

    Para la realización de la prueba es necesaria una prescripción médica. Esta puede hacerla su médico habitual o bien acceder a nuestra consulta externa (Neumología, Dr. Vilas). En esta última se hará una valoración clínica de su problema.

    Puede accederse a la Unidad de Trastornos del Sueño de forma privada o a través de su compañía de seguros.

    Servicio de Neurofisiología – Unidad del sueño

      La polisomnografía (PSG) es una técnica de estudio para diagnosticar algunas alteraciones que sólo aparecen cuando dormimos, como por ejemplo las paradas respiratorias (apneas), y otras pueden verse facilitadas por el sueño, como la epilepsia.

      Durante la exploración se registran una serie de señales fisiológicas como son la actividad cerebral, el ritmo cardíaco, la respiración, la actividad muscular, movimientos corporales, posición del enfermo, la cantidad de oxígeno en sangre, los movimientos de los ojos y los ronquidos.

     Se colocan una serie de electrodos superficiales en cuero cabelludo, cara y cuerpo pegados con una sustancia adhesiva, y unas bandas ajustables en tórax y abdomen. Se utiliza una cámara de vídeo para grabar los movimientos del paciente durante el sueño. La información registrada es almacenada y analizada posteriormente por el médico neurofisiólogo.

      El médico especialista solicitará una Polisomnografía cuando sospeche o quiera descartar un trastorno del sueño o una alteración de la actividad cerebral durante el sueño (por ejemplo, algunos tipos de epilepsia). Los trastornos del sueño involucran cualquier tipo de dificultad relacionada con el hecho de dormir, incluyendo dificultad para conciliar el sueño o permanecer dormido, quedarse dormido en momentos inapropiados, tiempo de sueño total excesivo o conductas anormales relacionadas con el sueño. El insomnio incluye cualquier combinación que tenga que ver con la dificultad para conciliar el sueño, permanecer dormido, desvelarse intermitentemente,… Los trastornos por excesiva somnolencia (hipersomnio) abarcan, entre otros: Apnea del sueño, narcolepsia, síndrome de piernas inquietas, trastorno de movimiento periódico de las extremidades,…También se estudian conductas anormales que ocurren durante el sueño (parasomnias) y que son bastante comunes en niños: sonambulismo, terrores nocturnos,…

     Esta prueba no entraña ningún riesgo en si misma, es un estudio inocuo para el paciente y no presenta ningún efecto adverso o indeseable. No existen corriente eléctricas hacia el paciente, ni radiaciones, y se realiza sin ningún tipo de anestesia o sedación.

     Desde que el paciente llega hasta que sale habrán pasado 10 horas aproximadamente: 8 horas de registro, 30-45 minutos previos al estudio para colocación de sensores y responder a un cuestionario clínico y otros 30-45 minutos posteriores al estudio para retirada de sensores y aseo personal para reincorporarse a su actividad diaria.

    RECOMENDACIONES:

    • Hora de presentación: 22.30 horas. Acudirá cenado, evitando ingesta copiosa y de bebidas alcohólicas.

    • Duerma poco la noche anterior. No duerma siesta ese día. Es mejor acudir con cierta somnolencia (será más fácil que duerma durante el estudio).

    • Cabello limpio. No aplique productos estéticos: lacas, gel, gomina,…

    • Durante ese día evite las bebidas alcohólicas, bebidas excitantes, café, té,… y fumar.

    • Durante la noche no podrá levantarse al baño (utilizará conejo-cuña). Evite ingesta excesiva de liquidos esa tarde.

    • Traerá su propio pijama: será de 2 piezas, con la camisa de botones y abertura completa por delante. Si duerme con una almohada especial, puede traerla.

    • Traerá su medicación habitual para la noche y la mañana siguiente.

    • Si utiliza lentes de contacto, traiga lo necesario para guardarlos por la noche.

    • Traerá sus objetos de aseo personal (cepillo de dientes, pasta, elementos de tocador,…) para la mañana siguiente. Algunos electrodos son fijados con “colodión”, que es muy adhesivo. Nuestro técnico hará una primera limpieza, usted lavará después la cabeza con abundante champú ( a veces es necesario, utilizar acetona para eliminar los restos de colodion).

    • Dispondrá de un timbre en la habitación para llamar al técnico que supervisa el estudio. Haga uso de él, sólo si lo considera estrictamente necesario, pues supone una interrupción del estudio.

    • En el caso de niños: deberán traer pañales, biberón, chupete y todo aquello que utilice habitualmente en su casa durante la noche. Los menores de edad podrán dormir acompañados de un familiar, hasta los 12 años. El adulto interferirá lo menos posible en el estudio, evitando moverse o hablar.

    • Si tiene alguna duda, el técnico o la enfermera que lo asista podrá resolvérsela.

    Responsable: Dra. Ana Isabel Osorio Noya

  • Cita Online
    La Rosaleda
    |
    981 551 225
    La Esperanza
    |
    981 57 82 50
    Lalín
    |
    986 78 74 64

  • Atención a lesionados en
    accidentes de tráfico
    La Rosaleda
    La Esperanza
    648 825 980
    Lalín